La justa que se disputa en Cataluña vivió su primer episodio de montaña y el español Alejando Valverde terminó perdiendo su camiseta de vanguardia a manos del pedalista belga de Gendt

Comenzó la montaña dentro de la disputa de la Vuelta a Cataluña y Thomas de Gendt tomó el liderato de manera contundente, luego de meterse en una escapada por más de tres horas que finalmente lo llevó a coronar la tercera etapa del evento.

El pedalista belga detuvo el reloj de la jornada San Cugat del Vallés y Camprodon (Girona) que se celebró sobre 153,2 kilómetros, con tiempo de 4 horas, 13 minutos y 48 segundos, llegando a la meta en solitario y con 20 segundos de diferencias sobre los favoritos de la competencia incluido el ex líder Alejandro Valverde, a quien gracias al descuento de tiempo le arrebató la camiseta de la clasificación general individual.

Cabe destacar que la jornada se movió bajó un terreno de media y alta montaña, pero fue en el tramo final, cerca de los último 10 kilómetros, cuando inició la batalla por la supremacía, luego de que una cuarteta de hombres encabezada por el británico Simon Yates y el colombiano Nairo Quintana, saliera en busca de de Gendt y pusiera en jaque a todos los favoritos del pelotón, el cual para ese momento lució desconcertado ante el ataque.

Al final, ni cuarteto de punta ni el gran grupo prosperaron en sus intenciones de alcanzar al belga, quien entró a la meta con total autoridad, alzó los brazos en señal de victoria y se catapultó hasta lo más alto de la clasificación general individual, escoltado ahora por el líder saliente Alejandro Valverde, quien tuvo un día regular y de la punta ahora lo separan 23 segundos.

“Me siento muy feliz por esta victoria. Desde los primeros kilómetros que salí en fuga tuve fe en mí. Al final pensaba que lo perdía porque las fuerzas ya iban menguando, sin embargo, vacié mi tanque de energía y pude llegar primero a la meta. Ahora queda seguir trabajando e intentar, durante los tramos que vienen, mantener el primer lugar de la general”, comentó el pedalista belga en su arribo a la meta.

Sigue la reina montaña

Para este jueves continuará la emoción de la tradicional Volta, la cual encarará su cuarta y reina etapa de 170,8 kilómetros entre las poblaciones de Llanars y La Molina, con un recorrido de cuesta ideal para que los escaladores salgan en busca de la supremacía.