Un grupo de médicos japoneses recomendó que el maratón de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 comience a las 5,30 de la mañana, en plena madrugada, para que los corredores eviten el riesgo de muerte debido a las altas temperaturas de la capital nipona que superan los 40 grados de sensación térmica

Los integrantes de las asociaciones médicas tanto de Tokio como de Japón coincidieron en que los 42K  Tokio 2020 de los próximos Juegos Olímpicos no deberían largar a las 7,30 horas de la mañana tal como está previsto hasta el momento porque ese horario implicará que se compita con una altísima temperatura en la que no debería realizarse actividad física alguna, mucho menos una prueba tan extensa con la intensidad del alto rendimiento deportivo.

“Las altas temperaturas que venimos padeciendo en los últimos veranos traerán consecuencias negativas para los corredores y lo mismo sucederá con el público que se agolpará para alentarlos, esto aumentaría exponencialmente la cantidad de personas que deberán ser atendidas o trasladadas a centros asistenciales”, sostuvo el doctor Kimiyuki Nagashima, directivo de la Asociación Médica Japonesa, quien recomendó adelantar dos horas la largada del maratón olímpico de Tokio 2020.

“Estamos seriamente preocupados”, declaró Kimiyuki Nagashima, alto responsable de la asociación médica japonesa, mientras que Tokio vivió una ola de calor inaudita el pasado verano boreal y estudia diversas alternativas para contrarrestar los efectos del clima en los Juegos Olímpicos.

El maratón de Tokio 2020 tendrá inicio y llegada en el Estadio Olímpico atravesando puntos emblemáticos de la capital japonesa como el Palacio Imperial, la calle principal del exclusivo barrio comercial de Ginza, el templo Zojoj con su torre de fondo y el centro histórico más el puente Nihombashi. Como una dificultad adicional a la que supone correr 42 kilómetros, el tramo final rumbo a la meta será cuesta arriba demandando una mayor exigencia.