El Maratón de Barkley que se llevó a cabo el pasado fin de semana en Frozen Head State Park, cerca de Wartburg, Tennessee, tuvo un final de película. Una media hora antes del corte, John Kelly se convirtió en el décimo quinto clasificado de la carrera (Jared Campbell la ha completado tres veces). Treinta minutos más tarde y seis segundos después de las 60 horas reglamentarias, Gary Robbins corrió hasta la puerta amarilla, pero ya era tarde, estaba descalificado.

El Maratón de Barkley consiste en una carrera de ultra maratón de montaña de cinco loops de 20 millas cada uno (aproximadamente 32 kilómetros por loop) sin ayuda, excepto por agua en dos puntos. El corte de la carrera de 100 millas (160 kilómetros) son 12 horas por cada loop. La carrera de 60 millas (97 kilómetros) o “fun run” debe hacerse en no mas de 40 horas, o 13:20 por loop. Para probar que haz completado cada loop, debes encontrar de 9 a 11 libros (el asunto varia) en varios puntos a lo largo del trayecto y devolver una página de cada libro.

Barkley es considerada una de las carreras más duras de 100 millas en el mundo. Tiene 67,000 pies de subida (y 67,000 pies de descenso), más que cualquier otra carrera de 100 millas.

Solo 40 corredores pueden inscribirse anualmente al Barkley. Los requisitos y tiempos para presentar una postulación de entrada son un secreto muy bien guardado, sin ninguna publicidad ni anuncio público. Los potenciales participantes deben completar un ensayo sobre “Por qué debo correr en el Barkley”, pagar una cuota de postulación de 1.60 USD y completar otros requisitos sujetos a cambios. Si es aceptado, el postulante recibe una “carta de condolencia”. Al llegar, los nuevos participantes (corredores de primera vez) están obligados a traer una placa de su estado o país como parte de la entrada.

Las personas que han corrido la carrera previamente tienen que enviar por correo un “pago” adicional que en el pasado ha incluido cosas como una camisa blanca, calcetines, o una camisa de franela, como una donación por ser “no finisher”. Si haz completado la carrera y te estás postulando de nuevo, tu “pago” es un paquete de cigarrillos de Camel, que debes dar a Laz (Gary “Lazarus Lake” Cantrell, el creador de la carrera) el día de la competencia.

Gary Cantrell
Laz preparando la exhibición de “los requisitos” de inscripción al Maratón de Barkley.

Desde que la carrera comenzó en 1986, sólo 15 corredores de alrededor de 1000 han terminado dentro del límite de 60 horas.

2017: UN FINAL DE PELÍCULA

Este año Barkley vio a su 15º finisher, John Kelly, de 32 años, de Washington, DC. El único otro corredor que inició el quinto loop fue Gary Robbins, de 38 años, de North Vancouver, BC. En una de las escenas más dramáticas de la historia de la carrera, Robbins llegó seis segundos después de expiradas las 60 horas oficiales de la carrera. Se había desorientado en los últimos kilómetros y tomado un cruce equivocado, cortando 3 kilómetros del trazado correcto y ganando un DNF (Por Did Not Finished, No Lo Completó).

John Kelly
John Kelly es la 15ª persona en terminar el Maratón de Barkley.
Gary Robbins
Gary Robbins y el Director de carrera “Laz” Cantrell. Foto: Michael Doyle / Canadian Running Magazine.

Referencias: Wikipedia mattmahoney.net